lunes, 2 de febrero de 2015

TU PRIMERA VEZ

La primera vez define la vida sexual adulta



¿Como fue tu primera vez? Yo solo tengo gratos recuerdos de aquel chico de ojos color ciruela con el que trepábamos por los ríos serranos buscando berros y menta y alguna cascada cristalina donde zambullirnos lejos de la mirada materna…
Supongo que aquellas imágenes fueron pregnantes, por que según dicen, la primera vez es el “ADN” de tu vida sexual. Lo que siga estará condicionado, marcado a fuego, por esa primera experiencia. Si es negativa, los encuentros posteriores estarán notablemente afectados, dice un estudio publicado en el último número de la revista científica The Journal Sexual of Medicine realizado por el departamento de Psicología dela Facultad de Medicina de Dunedin, en Universidad de Otago, Nueva Zelanda. Es más, según el documento, las consecuencias de un debut emocionalmente malo están ligadas a la aparición de posteriores disfunciones sexuales importantes, por eso consideran que la edad de inicio de las relaciones no es tan clave como el lugar o el contexto en que se den. Los factores actitudinales, el contexto, las expectativas y la elección libre del momento son esenciales a la hora de garantizarnos una primera relación placentera y satisfactoria, coinciden los autores. De lo contrario los miedos, ansiedades e inseguridades impactarán en la respuesta sexual (excitación, orgasmo, deseo).
“El grado de frustración que produzca puede predisponer a sentir inseguridad en las siguientes relaciones en cuanto al desempeño sexual” dicen los investigadores. “En los hombres puede acabar generando incluso disfunciones de carácter psicógeno como la disfunción eréctil (DE) y la eyaculación precoz (EP) o la anorgasmia y el vaginismo en las mujeres”. Los más expuestos (por decirlo de alguna manera) podrían ser los varones ya que éstos miden su masculinidad en base al desempeño sexual y se sienten responsables del placer de la mujer, por lo tanto si perciben que no han “estado a la altura” de las circunstancias pueden sentir culpa, lo que impactará en su autoestima y seguridad. Eso se traduciría en las disfunciones mencionadas que todos conocemos.
naturalmente feliz...via marvelous
Aunque una cosa es la primera vez de todas, en rigor siempre estamos debutando. Pero a cierta altura ya deberíamos haber superado la anécdota negativa y dejar que las cosas fluyan, sin darle al sexo demasiada importancia. A veces por magnificarlo tanto es que nunca nos conforman los resultados.
Lo único cierto es que la primera vez no saldrá redondo, sino que será real: todos tenemos vergüenzas, miedos, dudas, inseguridades y lo mejor es no ocultarlas, dicen los expertos en el consultorio. “Si no afrontamos la sexualidad con expectativas realistas estamos abocados a la frustración y a afrontar futuras relaciones desde la inseguridad y el miedo”, apunta el trabajo. “¿Qué pasaría si se aprendiera a no darle importancia, a asumir que quizá, que la primera vez salga mal o regular, no es tan importante? ¿Que lo realmente importante es que acabe saliendo bien y que, como en muchos otros aspectos de la vida, ‘nadie lo hace bien a la primera’?”, preguntan. Por eso, el consejo de la ciencia es volver a tener “relaciones eróticas para disfrutar y no para conseguir un buen puntaje, lo que significa aprender a reconocer los nervios en vez de fingirlos, reconocer la inexperiencia en vez de disimularla”

No hay comentarios:

Publicar un comentario